Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Emprendedores  >  Artículo

Si vas a montar un negocio nuevo prepárate para lo que te viene encima

Por   /  5 diciembre, 2017  /  No hay comentarios

Sin duda ha de ser emocionante emprender un nuevo negocio al extremo, pero todo lo que implica llevar un proyecto como este adelante puede generar algo de estrés y muchas dudas.

Por dónde empezar, una de las primeras interrogantes a la hora de emprender un nuevo negocio y muchas otras más , os vamos a responder en el artículos de hoy, para que vayáis mejores preparados.

Lo primero es formar el equipo, por lo general se empieza por un equipo muy compacto, jóvenes talentos en su mayoría con algunas funciones específicas, lo cual no impide que hagan de todo un poco en el transcurrir de esta etapa de iniciación donde el proyecto se va reacomodando hasta llegar muy cerca de lo que se desea, aunque después es posible que los roles ya queden mejor definidos.

Esta primera etapa puede resultar de mucha tensión, pero es parte del acoplamiento del equipo.

No hay que aferrarse en extremo a la idea inicial, ya que una cosa es la concepción inicial de lo que esperas del emprendimiento y otra muy distinto lo que resulta del día a día, aquí es donde realmente se va a definir qué es lo que está bien y que es lo que hay que modificar; para eso es imprescindible que te mantengas abierto a los cambios en función a que el producto o servicio resulten en lo esperado, prueba y descarta las veces que sea necesario.

pasos para montar un negocio

Haz un pre lanzamiento con un producto mínimo viable, así puedes tener acceso a un público objetivo real y ofrecer tu producto en detalle, con todos sus beneficios y por supuesto su precio, todo antes inclusive de haberlo fabricado, la cantidad de pedidos te dirá si hay suficientes personas interesadas y si merece la pena además.

Estos clientes potenciales te pueden proporcionar una valoración de tu producto para saber que tanto se le puede mejorar y sobre todo recuerda prepararte ante los imprevistos, no hay forma de evitarlos así que la opción es afrontarlos y resolverlos pronto.

Piensa siempre en el cliente, por estupenda que sea tu idea si esta no se encuentra con lo que desea el cliente no va a prosperar, así que corrige lo que haga falta de tu idea original hasta que cale en el usuario.

Toma previsiones, los comienzos son muy duros ya que el producto una vez en el mercado siempre requiere de un proceso de maduración que en ocasiones se puede extender más de lo normal, para eso es importante que tengas un fondo de reservas para paliar la situación.

Aunque hay excepciones y puede resultar que el producto sea innovador y guste tanto que el stock inicial sea insuficiente, así que no dispondrás de un stock adecuado para los pedidos iniciales, lo importante es atenderlos sin sacrificar la calidad.

Ten claro siempre los objetivos, para poder afinar las estrategias y conseguirlos

Hacer uso racional de los recursos e igual lograr los resultados, hay formas de minimizar costes sin sacrificar el crecimiento del negocio y sin comprometer tu esencia, evalúa si el sub contratar algunas cosas fuera o dejar de cobrar los primeros sueldos son opciones viables, entre otras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

Reducir los gastos de alquiler y viajar en un hotel rodante es posible

Read More →