Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

Una nueva mirada del Control Interno

Por   /  10 septiembre, 2019  /  No hay comentarios

En el año 2013 por iniciativa del Gobierno de Mariano Rajoy y basado en un informe de Price Water House Coopers que facultó Telefónica, surgió la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) cuya conformación se vio obstaculizada por la crisis del momento.

Este hecho supuso un escándalo, ya que un organismo soberano como el Consejo de Ministros recibía instrucciones de una consultora.

La tesis se apoyaba en el ahorro y la articulación de la CNC con los entes reguladores como Postal, Energía, Medios Audiovisuales, los sectores Aeroportuario o Ferroviario y Telecomunicaciones. La Comisión Nacional de la Competencia fue creada en 2007 para las operaciones del Tribunal de Defensa de la Competencia y del Ministerio de Economía; previamente había sido modificada por Nadia Calviño quien ocupaba la Dirección General de Competencia y hoy es la ministra de Economía en funciones.

Más de un lustro ha pasado y el Partido Popular presenta otro ajuste donde los tribunales tendrían un pleno unido y dos salas especializadas, una para la supervisión regulatoria y otra para competencia. Los entendidos en la materia señalaron que habría inconvenientes en la labor del sector económico cuando agruparan a los funcionarios quienes tienen incentivos, normativas y culturas diferentes que repercutiría en la tarea fiscalizadora.

Se propuso a José María Marín Quemada como presidente por su conducta intachable e integridad, además porque ya está cerca de la jubilación y no se alejaría del objetivo ‘fortalecer a la CNMC’, de hecho en su página web descansan los Informes de Control Interno de algunas trabas surgidas en 2016 y 2017 respectivamente.

Cabe destacar que en 2016 ya las dos salas trabajaban en conjunto. En el escrito se «insiste en la necesidad de frenar algunas interpretaciones que más tarde ayudaron a la formación de dos comisiones, con dos directores a la cabeza y dos secretarios distintos, una situación que dista de la regla que exige una correlación entre las salas con la anuencia del Pleno».

Con el tiempo, la entidad ha descubierto que su autonomía se ve influida por Hacienda. Por ello, Control Interno planteó cambiar la ley fundacional para que sea la misma CNMC quien detalle su nómina, sus honorarios, si se ocupará de sus responsabilidades con un presupuesto estimativo y se le concederá su independencia para disponer del patrimonio.

En cuanto a los votos particulares que señala el informe hubo una observación, la misma fue cuestionada por Control Interno y se refiere al hecho de que ciertos votos ya se conocen,  igualmente su resolución; por esta razón al saber de antemano los pormenores de las discusiones y cómo han ido evolucionando, el secreto que se presume debe garantizarse y se refleja en los estatutos internos corre el riesgo de ser revelado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

Prevención de Riesgos Laborales y Productividad: una relación íntima que afecta a las empresas

Read More →