Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

¿Qué nos traerá el nuevo año?

Por   /  17 diciembre, 2019  /  No hay comentarios

tarot

Acabando el año, llega el momento de hacer balance de lo que el 2019 nos ha deparado, de los objetivos que hemos cumplido, de lo que ha sido mejor en el año, de que es lo que queremos enterrar para siempre, y momento de empezar a pensar en qué nos traerá el nuevo año, de qué queremos conseguir marcándonos unas metas en todos los sentidos de nuestra vida.

Salud, dinero y amor dicen que es lo más importante en la vida, y también es lo que mayores dolores de cabeza nos suele traer, es por eso que estas semanas antes de que acaben el año son el mejor momento para consultar a un especialista en la materia de la videncia sobre lo que podemos esperar en los sentidos de nuestra vida que más nos preocupen del año 2020.

Un sector lleno de intrusismo

Debido al intrusismo que ha sufrido en los últimos años el sector de la videncia, como en muchos otros, es importante acudir a un lugar que nos dé fiabilidad acerca de los mejores clarividentes en España con la seguridad que realmente hacen bien su trabajo y que tienen un amplio currículum y testimonios que los abalan. 

Además de que es importante que sean profesionales fiables, también es importante saber que nos cobrarán unos honorarios justos con el servicio que ofrecen, y a poder ser, económicos. 

Existen en el mercado supuestos videntes que muchas veces están en manos de empresas especializadas que estandarizan las predicciones y donde el futuro y ayudar a la persona que acude a consultar no es lo más importante, sino que es el hacer caja a costa del bolsillo de los consultantes, no siendo muchas veces las personas que están detrás del teléfono ni videntes ni tarotistas, que en realidad lo que hacen es jugar con la buena fe de las personas que muchas veces, llaman con graves problemas. 

Una manera fácil, rápida, barata y sencilla

Muchos de estos profesionales trabajan mediante líneas telefónicas con directo acceso a ellos y a las personas que componen su gabinete de videncia, cosa que nos facilita mucho el poder hacer en el momento que deseemos o lo necesitemos una consulta sin tener que solicitar cita previa que podría demorar la respuesta a lo que nos angustia por semanas e incluso meses. 

También hay que tener en cuenta que esta manera de trabajar nos ayuda a mantener una privacidad total puesto que muchas veces, dependiendo de qué consultas queramos realizar podemos sentirnos cohibidos o cortados a la hora de abrirnos y despejar todas las dudas que tengamos. 

Simplemente descolgando el teléfono, marcando el número y realizando la consulta de tarot o videncia que tenemos, aunque por norma general, si es un buen profesional del sector no deberá más que intercambiar unas palabras con nosotros para saber qué es lo que nos está preocupando

Existe un portal en el que encontraremos videntes baratas y fiables con algunas de las mejores de toda España, un portal que se ha compuesto gracias a los testimonios de sus clientes que las abalan para formar para de la oferta del portal. 

Personas con un don.

El don de la videncia es algo natural que les viene a estas personas de nacimiento, y no por eso deben regalar sus servicios, sí pueden ser económicas, pero deberemos sospechar de las que tienen unas tarifas irrisorias, puesto que una buena o buen profesional del sector, como en cualquier otro, debe cobrar una tarifa justa y al alcance de todos. 

El buen vidente es aquel que realiza su vaticinio sin necesidad de preguntar para obtener información, si acudimos personalmente a su consulta nos sentaremos frente a él y comenzará a decirle todo aquello que nos sucederá en el futuro, y si lo hacemos por teléfono será igualmente sorprendente pues comenzará esa misma predicción sin apenas mediar palabra, sólo con el don que tiene, y que le da la facultad natural que posee desde nacimiento para predecir el futuro u ofrecernos respuestas a nuestras angustias. 

Esos son los auténticos, los que debemos visitar o llamar, los que de verdad poseen un don que va más allá de nuestra comprensión, pero que muestran certeros, dejándonos totalmente sorprendidos. 

Existen videntes y tarotistas baratas pero fiables, que lo económico de su trabajo no debe asustarnos ni crearnos desconfianza, simplemente puedo que sean personas que prefieren sacrificar parte del beneficio que pueden obtener gracias a su don, para que tengamos una confianza más alta en su trabajo y que hay una involucración y reciprocidad con nosotros. 

No siempre vamos a encontrar profesionales con esta generosidad, lo barato no es sinónimo de malo, es el equivalente a respeto, comprensión, y credibilidad en algo tan importante como nuestro futuro, por lo que arranquemos el año acudiendo o llamando a una vidente buena y fiable

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

El escritor J. Leyva presenta su nuevo trabajo, El Violín de Sherlock Holmes, una novela crítica y poética

Read More →