Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

La digitalización da un empujón al consumo terapéutico del cannabis

Por   /  25 marzo, 2020  /  No hay comentarios

Hoy en día la sociedad continúa debatiéndose entre si el consumo del cannabis con fines terapéuticos entra dentro de los estándares morales o no. Pero la cuestión en sí ha evolucionado mucho en los últimos años; lo que antes se decantaba más hacia el lado negativo de la balanza, actualmente ha conseguido el soporte de un número mucho más elevado de personas. Y a ello ha contribuido muy positivamente Internet. ¿De qué manera?

La red digital ha revolucionado nuestras vidas y también ha impactado en el mundo del cannabis. Si bien es cierto que podemos encontrar un montón de información que no sabemos exactamente de dónde sale, también lo es que Internet está repleto de información real y veraz que ayuda a que cada usuario pueda hacer comparativas para sacar sus propias conclusiones. El desarrollo de plataformas que explican los beneficios sanadores de la marihuana, por ejemplo, ha ayudado a la concienciación de una gran parte de la comunidad, hecho que ha estandarizado esta práctica antes mal vista en muchas esferas sociales. También la normalización que los Growbarato han defendido al comercializar todo tipo de artículos relacionados con la plantación de la maría.

El consumo del cannabis está rodeado de estigma social y a menudo se le ha tratado como un tema tabú relacionado con los porros y las drogas. Reducir el debate a esta cuestión es minimizar mucho lo que en realidad puede ofrecer esta planta, cada vez más avalada por el entorno sanitario por sus funciones relajantes y sedantes. De hecho, son muchos los médicos e investigadores que piden legalizar esta sustancia para garantizar la seguridad sanitaria y jurídica de algunos pacientes que requieren de ella para mejorar sus respectivos estados de salud.

El cannabidiol es un potente antiinflamatorio y tiene propiedades antioxidantes

En resumidas cuentas, la planta cannábica está compuesta por casi 500 componentes, y cada uno de ellos contiene distintas proporciones de cannabinoides (sus principios activos). El cannabis medicinal, para ser considerado de este modo, debe tener una composición cuyo principio activo base sea el cannabidiol (CBD), puesto que es la sustancia que se caracteriza por ser antiinflamatoria y antioxidante. Por contra, tenemos el tetrahidrocannabinol o THC, que es el principal constituyente psicoactivo de la planta; dicho en el argot popular, el que te coloca.

Normalmente, la forma más popular de consumir cannabis con finalidades médicas es hacerlo mediante infusiones. Uno de los bulos más extendidos acerca del CBD y sus propiedades terapéuticas es que esto también crea adicción en los consumidores; nada más lejos de la realidad. Debemos tener en cuenta que se trata de una planta con propiedades medicinales y curativas que pretende paliar de forma natural el malestar de los pacientes que presentan problemas inflamatorios, así como mejorar los efectos de enfermedades como la periodontitis, la encefalopatía miálgica, el Parkinson o el Alzheimer. 

La importancia del CBD es crucial para que los pacientes reciban la dosis indicada por la comunidad terapéutica para paliar sus dolores, siempre bajo supervisión. Y, para asegurarnos de conseguir el mejor producto posible, la mejor manera de hacerlo es consumir aquello que hemos plantado nosotros mismos. 

Los Grow shop han acercado esta opción a toda la comunidad

Una vez la sociedad ha aprendido que la marihuana tiene efectos positivos para el bienestar de nuestra salud, llega la pregunta del millón. ¿De dónde la sacamos? Como hemos dicho, la mejor manera de confirmar que estamos consumiendo un producto 100% natural es cultivarlo de primera mano, y con esta finalidad trabajan los grow shop o tiendas de cultivo. Se trata de tiendas especializadas donde se venden todos los implementos para el autocultivo de cannabis, desde abonos hasta semillas, ozonizadores, macetas, material para controlar el clima o estructuras complejas para cultivos en interiores. Todo lo que necesites para tener una plantación de propio consumo de calidad asegurada, lo vas a encontrar en estos establecimientos.

Internet ha favorecido todavía más esta posibilidad. Si antes hemos dicho que la red ha facilitado el consumo terapéutico de maría gracias a la accesibilidad informativa que permite, el desarrollo de grow shops online permite llevar a la acción esta práctica y acercarla a un público mucho mayor. 
A nivel social, además, estas plataformas han hecho una contribución positiva al debate del estigma que siempre ha pesado sobre el uso de la marihuana para finalidades paliativas, apostando por la normalización de un tema que durante años ha estado sobre la mesa de la comunidad (y continúa estando en la de algunos detractores). Este empujón ha servido para que muchas más personas puedan decidir libremente si el consumo de esta sustancia es una alternativa que vale la pena plantearse; aunque la venta está prohibida, en España es legal cultivar de forma artesanal hasta 5 plantas de marihuana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

Empieza a planificar tus exportaciones e importaciones para la llegada de la navidad

Read More →