Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

La calabaza Potimarron, una delicia saludable

Por   /  19 agosto, 2019  /  No hay comentarios

A quienes les apasiona el mundo de la cocina, podrán adentrarse en él, de lleno, gracias al nuevo blog de cocina Lanzapress. Con este interesante blog, se descubrirán recetas novedosas, se conocerán alimentos muy exóticos y un montón de cosas más. Este blog se centra, a diferencia del resto, en las verduras y frutas ecológicas, explicando su origen y sus propiedades e indicando recetas que pueden hacerse con dichos alimentos. Ahora vamos a mostrar un ejemplo de lo que puede encontrarse en el blog: vamos a detallar los pasos de una receta con calabaza potimarron.

Antes de nada, a modo de introducción, es necesario hablar de este tipo tan curioso de calabaza, muy desconocida por el público español en general. A esta calabaza se le conoce como Hokkaido squash, en inglés, Potimarron, en francés, o, más coloquialmente, como calabaza castaña, ya que recuerda mucho al sabor de este fruto seco. Su popularidad es mayor en Francia, de ahí su nombre potimarron. Es un fruto de invierno, resulta muy nutritiva, pues contiene todo tipo de vitaminas y nutrientes y, además, se puede hacer cualquier tipo de receta con ella. Proviene de América Central pero, actualmente, se cultiva en todo el mundo. En cuanto a su fisionomía, es pequeña, tiene una corteza fina y más rojiza que el resto de calabazas y su carne es algo más dura. Tiene a su vez un alto contenido en agua, por lo que resulta muy ligera de digerir. Por último, un dato más a añadir, muy interesante, pues es una diferencia con respecto al resto de calabazas, es que puede comerse con la piel.

A continuación, procedemos a añadir el contenido de una receta deliciosa y muy asequible para cualquier persona: Potimarrones asados rellenos de queso, bacon y crema fresca. Para elaborar la receta, serán necesarios estos ingredientes: 4 calabazas potimarron, 250 gramos de crema fresca, 100 gramos de queso de cabra fresco o requesón -lo que más guste-, 100 gramos de queso manchego rallado, 200 gramos de bacon ahumado, 1 cebolla grande, aceite de oliva y sal. Dicho esto, sigue con precisión los siguientes pasos:

1. Antes de nada, poner a precalentar el horno a 180 grados.

2. Picar la cebolla en trocitos finos y rehogarla, con aceite de oliva, hasta que ésta esté dorada.

3. Acto seguido, se pone en una sartén un poco de aceite de oliva virgen extra, a fuego suave, el bacon previamente cortado en trozos pequeños, cocinándolo hasta que esté crujiente.

4. Luego, en un bol, mezclar la crema fresca, el queso fresco, la mitad del queso rallado, la cebolla y el beicon. Añadir un poco de sal.

5. A continuación, cortar por la mitad las calabazas y vaciarlas con ayuda de una cucharada, quitando todo el relleno de semillas y hebras, para así poderlas rellenar. Una vez hecho esto, añadir, en el interior, un poco de aceite, sal y la mezcla de todos los ingredientes anteriormente citada. Además, cuando están todas las calabazas rellenas, hay que espolvorear por encima la otra mitad de queso rallado.

6. Por último, hornearlas durante cuarenta y cinco minutos o una hora, a 180 grados, hasta que estén bien doradas las calabazas.

Como se puede ver, es una receta muy sencilla. Es ideal como entrante o para picar, junto a un entremés de coliflor asada y kalettes, tanto para comidas más contundentes, como más ligeras. Y además, al ser una fruta de invierno, resultaría un plato muy novedoso y especial para las comidas navideñas, por lo que seguro que se causará sensación, cuando se cocinen las calabazas potimarrones. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

Las claves para lucir un atuendo perfecto en una boda

Read More →