Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

El incremento de la libertad sexual en la sociedad actual

Por   /  13 octubre, 2017  /  No hay comentarios

libertad

Se ha producido un aumento considerable de la libertad sexual en la actualidad, gracias a la influencia de Internet, entre otras razones.

Todas las personas tienen derecho a la libertad sexual, es decir, a elegir libremente sobre su sexualidad, solo con las limitaciones que impone la libertad de los demás individuos, así como la edad mínima de consentimiento sexual. En definitiva, se trata de una concepción respetuosa de la sexualidad y de las relaciones sexuales, lo que quiere decir que todos pueden seguir la tendencia sexual que quieran en cada momento y aceptar o rechazar las propuestas que deseen.

Muchas personas pueden confundir esta libertad sexual a la que todos tenemos derecho, con la promiscuidad, el amor libre, la revolución sexual, las relaciones sexuales extramatrimoniales, las prácticas sexuales entre personas homosexuales o heterosexuales o cualquier otro comportamiento sexual, que son temas completamente diferentes al de la libertad sexual. Se puede acceder a todo tipo de contenidos de este tipo en multitud de páginas web, como en pornogaygratis.net.

Hace unos años estos eran temas tabús en la sociedad, debido a la represión existente y a una posibilidad menor de acceso a la información, y aún siguen habiendo muchos mitos y tabús con respecto a este tema. Sin embargo, hoy en día, las personas son cada vez más conscientes de sus derechos en todos los aspectos, y en concreto en el tema de la libertad sexual. Internet ha contribuido mucho en este aspecto, al conseguir acercar la información a todos los ciudadanos, permitiendo una comunicación más inmediata y la posibilidad de acceder a cualquier tipo de contenido.

Derecho a la libertad sexual

El derecho a la libertad sexual es un derecho básico, que está reconocido a nivel legal. Esta libertad forma parte de los derechos fundamentales de cualquier persona y por ello, su incumplimiento está recogido en el código penal.

La libertad sexual, como hemos comentado no se refiere a una revolución en el ámbito sexual ni a la práctica de ciertas conductas sexuales, sino que implica el derecho a la libre expresión del potencial sexual de cada uno y a la expresión de lo que se desee y haga sentir mejor a cada uno. En este derecho, por supuesto, no están contempladas ninguna forma de explotación sexual ni de abusos sexuales de cualquier tipo.

Este derecho, por el contrario, tiene que ver con la libertad del propio cuerpo y de la dignidad de las personas, con tomar las decisiones que queramos sobre nuestra vida sexual y con la posibilidad de tomar nuestras propias decisiones en relación a nuestra sexualidad, a asumir una sexualidad plena y a elegir lo que queramos en relación a nuestra felicidad y placer, y tanto en temas sexuales como reproductivos.

Este reconocimiento de la libertad sexual de todas las personas es una parte de la libertad que debemos tener como individuos de una sociedad y como personas autónomas e independientes que forman parte de una sociedad igualitaria y en la que se pueden ejercer plenamente los derechos de todos los seres humanos. En este ambiente de libertad se debe reconocer y respetar todos estos derechos, con el fin de promover una sexualidad saludable. 

Los delitos contra la libertad sexual

A pesar de ser un derecho plenamente reconocido y cada vez más conocido y asumido por un mayor número de personas, gracias, en parte, a la difusión de Internet y a las facilidades para acceder a la información que tenemo hoy en día, todavía se siguen cometiendo multitud de delitos contra la libertad sexual de las personas, especialmente contra los derechos de la mujer.

Las agresiones sexuales son uno de los delitos que más se cometen en este ámbito, sobre todo contra mujeres. Todos los días se pueden ver noticias, en las que se conocen agresiones sexuales de todo tipo, con la violencia e intimidación casi siempre como herramientas. Los abusos sexuales también son cometidos a diario, hacia víctimas que no muestran su consentimiento.

El acoso sexual es otro delito muy presente en la sociedad, y que ha formado parte de todo tipo de ámbitos desde hace mucho años, como en el ámbito laboral. Estos hechos provocan una situación de humillación en la víctima y unos sentimientos de hostilidad, de intimidación e incluso de miedo.

También en el ámbito de la prostitución se ejercen de forma bastante común este tipo de delitos contra la libertad sexual de las personas. Se está ejerciendo esta vulneración de los derechos contra la libertad de la sexualidad de una persona, cuando se obliga o se induce a una persona a ejercer la prostitución en contra de su voluntad. Normalmente, se consigue a través de la violencia, el engaño, la intimidación o aprovechando la indefensión de la víctima, lo que da lugar a la explotación sexual, especialmente de mujeres, en todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

alquiler castillos hinchables

La mejor forma de triunfar en una fiesta: los castillos hinchables

Read More →