Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Noticias  >  Artículo

El coronavirus sume a la economía mundial en condiciones de guerra

Por   /  7 julio, 2020  /  No hay comentarios

No cabe duda que la noticia de este año desde todo punto de vista es el Covid 19, que puso en cuarentena a más del 70% de la población mundial y paralizó a la economía como nunca antes se había visto. A pesar que Asia y la mayoría del continente europeo están entrando en la nueva normalidad, aún se ven los efectos de ello.

A pesar que Asia y la mayoría del continente europeo están entrando en la nueva normalidad, aún se ven los efectos de ello.

Joshua Gans es uno de los especialistas que más se ha pronunciado en torno a esta coyuntura, a tal punto que ha creado uno de los primeros libros al respecto sobre las consecuencias del Covid 19 en el mundo entero.

A su juicio la mayoría de naciones se encuentran en una economía de guerra en la que están resolviendo problemas sumamente complejos.

El profesor de la Universidad de Toronto hizo mucho énfasis en lo que están viviendo varios países que no cuentan con la cantidad suficiente de recursos para levantarse. Este material resulta ser una guía para poder establecer las estrategias necesarias en los próximos meses.

Muchos se lamentan no haber tenido esta guía meses antes, específicamente en enero cuando la crisis comenzó a expandir por otros países. Una de las consecuencias de esta nueva economía es que los fondos de las personas y empresas deben ser dirigidos a un nuevo fin.

Hay muchos ejemplos de ello, como la empresa la empresa Seat que durante la pandemia tuvo que contribuir a la fabricación de respiradores artificiales, que no es parte de su línea de negocio pero lo hicieron para aportar su granito de arena.

A esto es lo que se refiere con economía de guerra, algo que los gobiernos han tenido que implementar con la fuerza.

Este economista ha etiquetado un nuevo término que ha sorprendido a propios y extraños, denominando a la pandemia como una recesión oscura, haciendo énfasis en los bajos números de producción que se están viendo luego de la cuarentena. A su juicio esta depresión no se ha producido por ciclos económicos sino por un desastre natural.

Hay un miedo muy grande de que la enfermedad se pueda expandir y mate a mucha gente, siendo el temor como la emoción de mayor preponderancia que existe en la actualidad.

Esto se refleja en la parte macroeconómica, en la que ahora hay menos trabajadores para producir bienes y servicios.

Señala que uno de los métodos para salir adelante rápidamente es con el endeudamiento, algo que es muy normal en tiempos de crisis. Los países deben perderle el miedo a contraer créditos siempre y cuando haya parámetros que favorables para ambos bandos.

Identificar y neutralizar las cadenas de contacto del virus es la mejor estrategia para estimular las economías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

Garantía de calidad para el mantenimiento de edificios y viviendas

Read More →