Cargando...
Te encuentras aquí:  Home  >  Reportajes  >  Artículo

¿Cómo cambia la despensa en el verano?

Por   /  30 julio, 2019  /  No hay comentarios

Hace diez años la comida del verano se asociaba con recetas sencillas que al abrir la nevera podías preparar,  como los filetes empanados, los bocatas de tortilla y un dulce zumo de sandía. Actualmente son las ensaladas envasadas, barbacoas, los cocteles y mojitos quienes son los protagonistas.

Los grandes supermercados al llegar el verano reajustan sus repisas totalmente con un gran surtido de productos únicos para la época. Así lo dice el presidente de la Asociación de Cadenas Españolas de Supermercados (ACES), Aurelio del Pino.

Comenta que los españoles se gastan cerca de 4.534 millones de euros en artículos de temporada, cifra obtenida por una investigación de la consultora Nielsen que corresponde al año 2018.

Según Ignacio Biedma especialista en distribución de Nielsen, expone que “la causa de que estos productos concentren en 15 semanas del año casi la mitad de sus ventas se debe a factores circunstanciales, meteorológicos o de otra índole”.

Recientemente la despensa experimentó cambios, pues existen productos Bio y ecológicos, además de platos más preparados sobre todo las bebidas. La cesta está compuesta por un 18% de aperitivos, cocteles y copas que representa un 0,8% menos que el año anterior. En definitiva se gastan en bebidas asociadas al ocio uno de cada tres euros.

Los artículos usados en barbacoas como pinchos de carne, cervezas, sangrías, frutas envasadas y desechables corresponden al 16% de lo que se gasta en dichos meses y están por encima de los gazpachos y ensaladas que en este caso los más apetecidos son de aguacate y remolacha. Apunta Del Pino que el consumo veraniego en los hogares consta de frutas preparadas y ensaladas de IV gama listas para comer, estas son muy populares entre los comensales pues le producen placer y  son saludables.

La cesta media está compuesta por 60 géneros que se adquieren entre junio y la primera quincena de septiembre. En las tiendas “se le da más espacio a las hortalizas (pimientos, tomates y lechugas) y a las frutas  de temporada como melón y sandía que forman el 40% de las ventas de fruta en julio y agosto”.

Rubén Moreno secretario general de la Asociación española del dulce (Produlce), manifiesta que otro de los rubros que más factura en verano son las chucherías. Adultos y niños en general las consumen mientras descansan en casa. España ocupa la posición número 15 en gasto de chicles y caramelos del ranking de la UE, pese a que es la segunda nación europea en volumen de exportación y producción.

Durante el ciclo estival la compra de antimosquitos se incrementa en 9%; los batidos, helados, yogures líquidos y la horchata en 13,2%, mientras  las bebidas, tortillas preparadas, patatas fritas y las cremas solares en 7,3%.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like...

MasterD, opiniones sobre las oportunidades laborales

Read More →